Un hombre mirando por una ventana hacia la sala que está abajo

El fin de la Cadena de Suministro clásica

El objetivo de las empresas es la Cadena de Suministro 4.0

Dejar la inseguridad atrás

Las cifras del barómetro Hermes 2018 sorprendieron a todo el mundo: un año antes, los responsables del estudio encuestaron a unos 200 líderes en el sector de logística en Alemania y les preguntaron sobre las tendencias en la gestión en la cadena de suministro (SCM). Solo el 8% admitió haber digitalizado su cadena de suministro, y otro 19% dijo haber comenzado con el proceso de transformación. Al mismo tiempo, más del 80% de los expertos en logística destacaron la importancia de la adecuada gestión en la cadena de suministro para la reducción de costos y su ajuste. La encuesta también reveló que las empresas no están seguras de cuáles tecnologías son útiles para ellas, ni saben cómo implementar la digitalización.

Es bien sabido que muchas empresas dudan a la hora de meter mano a su gestión de la cadena de suministro. Por ejemplo, debido a que los procesos de producción parecen difíciles de modificar o porque la integración técnica de la TI en la empresa se ve como demasiado compleja. Sin embargo, ya existen soluciones que prometen una gran ventaja competitiva y aumentan la eficiencia. T-Systems ayuda a sus clientes en este campo con su experiencia y sus productos optimizados, interconectados e individualizados para toda la cadena de suministro. Al final, aplazar la transformación o la introducción de las nuevas tecnologías, así como evitar la implementación de la digitalización, podría tener una sola consecuencia para las empresas: podría resultarles muy caro.

Desde la cadena de valor, hacia la red de valor

Hombre de negocios con un tablet en la mano de pie comprobando una máquina

La Industria 4.0 y el Internet de las Cosas (IoT) influyen de manera determinante en la organización, colaboración y fabricación de productos. Las TI como motor y parte integral de la mercancía y los bienes modifica las cadenas de suministro clásicas. Esto requiere la gestión adecuada de la cadena de suministro, o más bien, la transformación hacia lo digital. Si los procesos en la producción y la logística ya están completamente digitalizados, la cadena de valor se transforma rápidamente en una red de valor en todos los procesos. Los entornos de producción autorregulados, los procesos logísticos automáticos, la comunicación directa con el usuario y una fidelización activa de los clientes son los procesos que pueden iniciarse con un nuevo SCM, y que pueden resultar decisivos a la hora de enfrentarse a la competencia.

Más que un mero intercambio de datos

Empleado del sector automotriz durante la fabricación

Por regla general, ninguna cadena de suministro es igual a otra en todas las empresas. Sin embargo, cuando las empresas colaboran, se apoyan en plataformas de TI. Y en tales casos, se trata de algo mucho mayor que de un mero intercambio de datos e información. Un ejemplo de la industria automotriz: tanto los fabricantes como los proveedores desean optimizar sus procesos conjunta y globalmente de tal forma que gracias a las nuevas tecnologías consigan la transparencia necesaria para interconectar las producciones y controlarlas en tiempo real. Esto suele deberse a que las plantas de fabricación que desean coordinar están repartidas por todo el mundo. T-Systems ha participado en una gran cantidad de proyectos similares con sus especialistas en cadenas de suministro y sabe qué es lo importante para las empresas: que la fabricación sea flexible y eficiente, y además que esté orientada a los deseos de los clientes.

Integración inteligente, establecimiento rápido

¿Cuál es el objetivo de todos los gestores de la cadena de suministro? Seguramente, algunos de estos objetivos son garantizar la producción global en lo relativo al abastecimiento de materias primas, la reducción de las existencias y las entregas puntuales a todo el mundo. Si se desea modificar algo en las estructuras habituales y «consolidadas» de la cadena de suministro, los requisitos también están relativamente claros: Los nuevos procesos deben establecerse rápidamente e integrarse de forma inteligente, con el menor índice de error posible. Ya que los errores cuestan dinero, sobre todo en la gestión de la cadena de suministro. Por este motivo, T-Systems ha desarrollado un modelo que satisface las expectativas de los clientes: La plantilla con capacidad de implementación ya cubre del 80 al 90 por ciento de todos los procesos relevantes de inmediato y, por lo tanto, reduce las fuentes de error en el intercambio de información de las redes de suministro existentes. Para la transformación hacia la SCM integrada, T-Systems utiliza, por ejemplo, el Digital Navigator de Detecon, que ayuda a los gestores y expertos a desarrollar sus estrategias para el diseño de la cadena de suministro. Quienes se dejan guiar por esta brújula están siempre actualizados en lo que se refiere a la digitalización de su empresa. Además, la plataforma de integración Business Connect Services (BCS) de T-Systems permite un intercambio rápido de datos empresariales con los socios en el negocio, de forma estandarizada, rápida y segura. Todo el proceso tiene lugar de forma completamente automática, en tiempo real y con independencia del formato de los mensajes. Ni siquiera permite el acceso manual. El uso de la plataforma BCS ofrece enormes ventajas a las empresas, que no requieren efectuar una gran inversión ni en hardware ni en software. Todo el intercambio de datos se produce de manera centralizada a través de una interfaz, además reduce la complejidad de la cadena de suministro. Todo esto ahorra tiempo y costes operativos. Asimismo, este servicio de T-Systems está disponible para su empresa durante todo el año y a cualquier hora del día y de la noche, incluido el servicio de atención al cliente. Estas soluciones para la reorientación de la gestión de la cadena de suministro serán determinantes para el éxito de su empresa.

¡Nos alegramos por tu proyecto!

Estaremos encantados de proporcionarte el experto adecuado y responder a tus preguntas sobre la planificación, implementación y mantenimiento de tus proyectos de digitalización. Habla con nosotros.

Smart SCM: sus ventajas

En cuanto a la generación de valor transformada deben tenerse en cuenta tres aspectos:

1. Orientación al cliente y al producto

El impacto en la gestión de la cadena de suministro está cambiando notablemente. Por lo tanto, los ámbitos de desarrollo de producto y de ingeniería de producto deben adaptarse a ello.

2. Reconocer las tendencias y tomar decisiones más rápidamente

El tamaño del lote 1 es sólo un ejemplo de las tendencias que han surgido. Si estas novedades se perfilan, las empresas deberán tomar decisiones estratégicas de inmediato sobre si pueden beneficiarse de las mismas y cómo conseguirlo. 

3. Integrar y estandarizar

Para modificar la cadena de fabricación de manera sostenible y eficiente es necesaria una integración óptima en las estructuras existentes. T-Systems le ayuda a lograrlo. 

Puertas abiertas

Una mano introduciendo un PIN en un smartphone

Solo es un ejemplo de la optimización de la gestión de la cadena de suministro (SCM) en una empresa: La entrega y recogida de mercancía en el almacén son parte de la cadena de suministro, desde siempre. El camión llega, descarga, carga y se vuelve a ir. Sin embargo, entre estas acciones se producen todo tipo de pasos intermedios: el acceso al almacén debe figurar en los horarios de llegada y naturalmente, debería estar claro qué mercancía llega y cuál debe recogerse. Todo el proceso requiere tiempo y personal. ¿Pero qué sucedería si esto se pudiera optimizar? Una de las claves podrían ser las puertas de apertura digital. Así por ejemplo, los proveedores recibirían una «clave» en su smartphone con la que obtendrían acceso a los espacios del almacén o de la empresa donde necesitan acceder. Ventaja: la empresa no necesitaría que en el almacén hubiera personal presente para permitir la entrada. De esta forma, además, también podrían reducirse los plazos de entrega y flexibilizarse, por ejemplo también por la noche. Esto ahorra costos y satisface las necesidades de la competencia. Y para evitar las malas prácticas, todos los movimientos que se produzcan en el almacén se registrarán electrónicamente y estarán disponibles con total transparencia. Especialmente práctico: casi cualquier puerta normal puede equiparse con un sistema de claves digitales. T-Systems cuenta con infinidad de estas posibilidades de optimización de la SCM para que tu empresa pueda reforzar precisamente aquel eslabón de su cadena de suministro que reporta  mayores beneficios.

Es así como funciona en la práctica

Dicho sutilmente: La nueva gestión de la cadena de suministro en empresas del sector hortícola. Lee más en la revista BEST PRACTICE de T-Systems.